Opinión

¿Las redes sociales dan aliento ante una tragedia?

Por Edwin Gabriel García

No entiendo cómo, una persona agarra su celular para grabarse llorando en un momento de tragedia, son cientos los casos que encontramos en las redes sociales, ¿Las redes sociales dan aliento? ¿Con las redes sociales se puede evitar un accidente o tragedia? ¿Dónde está nuestro humanismo?

Edwin Gabriel García
Edwin Gabriel García

Estas son preguntas que me formulo mientras paso de un estado a otro en Instagram, la nostalgia que producen algunos videos como el de la madre que perdió a su niño por recibir una descarga eléctrica y por la falta de una máquina de diálisis el pequeño fallece.

Las redes sociales no pueden evitar una peripecia, para muchos es una forma de ganar likes en otros casos los comentarios insultantes o burlones ante lo ocurrido pueden dejar ver un poco del ser humano que es…

El humanismo, en el sentido amplio, significa valorar al ser humano y la condición humana. En este sentido, está relacionado con la generosidad, la compasión y la preocupación por la valoración de los atributos y las relaciones humanas.

La estas virtudes mencionadas las estamos perdiendo, en ocasiones le podemos cambiar la vida compartiendo una historia, una foto o reels. Aprendamos a compartir lo bueno ayudando a mejores vidas, a denunciar los mal hecho y apoyar al que esta en un momento de tragedia.

La felicidad es individual y cada quien expresa su dolor a su manera, pero las redes tienen el mundo de cabeza abajo.

Publicaciones relacionadas

Un comentario

  1. Las redes sociales tiene de todo. Están los que las utilizan para chantajear a los demás con sus males, sus problemas sus frustraciones. Pero también están los que la utilizan como medio para extender una mano amiga a quienes más lo necesitan.

    Los que salen a llorar a la redes muchas veces lo hacen buscando SER VIRALES otras veces SER ESCUCHADOS. En ocasiones las burlas (BULling) a un caso cualquiera son el motor para que quienes más puedan brinden ayuda y solución a muchos casos…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mira también
Cerrar
Botón volver arriba